Un atrevido Don Juan

5.9
Jon Martello (Joseph Gordon-Levitt), un joven adicto al sexo en general y al porno en particular, intenta ejercer algún tipo de control sobre sí mismo. Jon tiende a deshumanizarlo todo: su apartamento, su coche, su familia, su iglesia y las mujeres. Sin embargo, hasta los ligues más sofisticados no pueden compararse con el placer que obtiene viendo pornografía en su ordenador. Insatisfecho con su vida, decide cambiar. Gracias a la relación con dos mujeres muy distintas, Barbara (Scarlett Johansson) y Esther (Julianne Moore), aprenderá grandes lecciones sobre la vida y el amor. Un atrevido Don Juan Critica: "Don Jon" viene a ser algo así como el reverso desprejuiciado y divertido de la plúmbea "Shame", esa película que todo el mundo recuerda porque Michael Fassbender enseñaba el pito. Joseph Gordon-Levitt no llega a tales sacrificios, pero en cambio nos regala un personaje forocochero tan entrañable como desprejuiciado y chulesco, eso sí, enganchado al porno e incapaz de disfrutar al 100% de relaciones con chicas reales. Ten cuidado con lo que deseas, se suele decir. Y la vida le deja caer al protagonista a una chica que parece sacada de una de sus películas porno. Las consecuencias serán imprevisibles... El debut de Gordon-Levitt como director es una película simpática y aleccionadora sobre el aprendizaje vital de un digno participante de Gandía Shore. Da una visión de uno de los males de la sociedad moderna, que es la incapacidad de lidiar con la realidad y la evasión a través de diversas adicciones. Funciona como comedia romántica más que como lección vital, pero muestra inquietudes y una buena capacidad de reflejar lo que se mueve en la actualidad en las vidas de muchas personas. Mención especial para las chicas: el papel de Scarlett Johansson se nota hecho a medida y lo borda. El de Julianne Moore, más flojito, lo saca adelante la profesionalidad de la actriz.
<

Torrents

Formato Idioma Fecha Tamaño Total Descargas Descargar
1080p DUAL Español Latino 16/09/2020 1.29 GB 261 Descargar

También te puede interesar

October Faction

Ciencia ficción Drama Sci-Fi & Fantasy Terror
7.2

El drama familiar se vuelve terrorífico: los padres, Fred y Deloris, cazan monstruos, y los gemelos Viv y Geoff ocultan sus propios secretos. October Faction Critica: Mejor ponte a hacer otra cosa si decides verla: ordenar el cuarto, organizar papeleo atrasado o preocuparte por las manchas de humedad del techo. La facción octubre se encarga de decirte todo mediante diálogos que se encargan, ellos solos, de armar escenarios ausentes. Si la música de fondo aumenta su intensidad, enfocate en la pantalla: pueden ser flash backs toscos, imágenes salpicadas con efectos especiales de cotillón y algún que otro logro visual discretamente currado. Luego, retoma tus tareas. Hay cuatro protas: dos mayores y dos jóvenes. Un niño venido a viejo; una mujer encargada de repetir que ella puede hacerlo todo; una muchacha de historia un tanto más funcional y un extra disfrazado de familiar relevante que marca agenda política. Ninguno de ellos logra transmitir un ápice de profundidad. Poco sucede en La facción octubre y los diálogos sirven para delinear lo que no hay. Te enteras de todo sin necesidad de ver nada. Es como mascar un chicle que sacaste de la heladera: no tiene gusto, es insípido y ya sabes que no nutre. Lo más cercano a un brillo es cierta referencia (¿plagio?) a Hombres de negro, por la manera que tienen de relacionarse con los demonios.

Wilson

Comedia
5.8

Tras la muerte de su padre, Wilson, más solo que nunca, se propone encontrar a su ex mujer y recuperar su relación; de ese modo descubre que tiene una hija adolescente que nació tras la ruptura de su matrimonio y que fue dada en adopción. Wilson fuerza el reencuentro con su ex mujer y su desconocida hija, pero el soñado encuentro se alejará bastante de un final feliz. Critica: Hubiera sido interesante ver que habría hecho Alexander Payne con esta adaptación de la valorada y reconocida novela gráfica de Daniel Clowes, “Wilson” publicada en el 2010 Al final Payne se retiró de la dirección y se limitó a labores de producción. El proyecto acabó en manos de Craig Johnson que nos dejó un buen sabor de boca con la estimable “The Skeleton Twins” (2014). Sin ser conocedor de la obra gráfica de Clowes, tengo la sensación de que Johnson se ha quedado algo cohibido ante el propio Clowes que realiza la adaptación, como ya hiciera en las otras dos películas que se han realizado sobre sus trabajos y ante un Woody Harrelson que fagocita al personaje, lo hace suyo y acaba siendo el agujero negro que engulle las peripecias vitales de este cuarentón, descreído, misántropìco, incómodo, egocéntrico, filósofo y perrito apaleado que va por la vida diciendo lo que le parece y que parafraseando a los beatles: todo lo que necesita es amor. Funciona pues el personaje. No funciona lo que le ocurre ni como nos lo cuenta Johnson, al que creo que le irán mejor las cosas en proyectos más personales. Como en las páginas de la novela gráfica cada una de ellas es un historia cerrada en sí misma que a sus vez conforma un eslabón en la progresión de la vida del personaje. Algunos de estos eslabones en la película nos regalan sonrisas, emotividad y sentencias sobre las que pensar en relación con nuestra caótica existencia, pero el conjunto de la cadena no acaba por tener la fuerza suficiente como transgredir, para ir más allá de una comedia indie al uso. Laura Dern está ahí empujando con su buen hacer. Deberían darle más papeles. cineziete.wordpress.com

Vicious fun

Comedia Terror
8.4

Los años 80s. Un mediocre crítico de cine que escribe para una revista de horror, de repente se ve envuelto y participando de un grupo de autoayuda para asesinos en serie. Ahora, nuestro protagonista debe mezclarse con ellos para que no lo descubran, o de lo contrario él se volverá en la próxima víctima.

The Beach Bum

Comedia
5.3

Sigue las desternillantes desventuras de Moondog, un hombre rebelde y adorable que vive la vida a lo grande. The Beach Bum Critica: Harmony Korine es sin duda un director que a los críticos no va a gustar por todo lo polémico que puede resultar, hedonista, diálogos absurdos y fuera de sitio, pero mi 7 va porque va, es un director que sigo desde sus inicios como guionista de la película de culto y la controversial Kids además de su primer filme también de culto Gummo. Esta vez nos envuelve en una aventura nuevamente libertina en toda su dimensión como ya lo vimos en su también película de culto Spring Breakers, ahora con un personaje algo mas peculiar e irresponsable, un multimillonario que casi toda la película pasa drogado, o la actuación de Matthew McConaughey es muy buena o esta fumado en realidad toda la película como paso en The Room con Tommy Wissau, ojo no la comparo con ese desastre de película solo algo de su protagonista nada más, de ahí The Beach Bum tiene un guión mas que digno y entretenido, comedia negra no para muchos pero par los que siguen este director van a llevarse otra nueva aventura, sin duda alguna un cine para nada cotidiano, personajes absurdos pero entretenidos, un Zac Efron que sale en 15 minutos de película pero son suficientes, para demostrar un gran papel secundario, con eso doy apertura a una película muy loca pero divertida.

The After Party

Comedia Musica
6.3

Cuando un video de un aspirante a rapero se hace viral, el asunto pone en peligro sus aspiraciones como músico y piensa que su carrera está terminada. Pero una fiesta desenfrenada en Nueva York le brinda una nueva oportunidad para volver a soñar. The After Party Critica: Con el único adelanto que nos presentó Netflix en su plataforma y redes sociales, ya sabíamos lo que íbamos a ver en esta película. Si, la historia es cliché, donde el protagonista lucha por sus sueños, pelea, sufre y cuando parece todo perdido aparece la escena que cambia todo el panorama y todos felices comiendo perdices, nada nuevo u original. En cuanto a las actuaciones y los personajes, son ciertamente divertidos y quizás tomando como referencia ciertos pensamientos o actitudes el espectador puede lograr identificarse con alguno que otro. Aún así, ni los protagonistas tienen tanta profundidad o un gran desarrollo, así que imagínense los roles secundarios y terciarios. Y sobre los cameos, resulta divertido ver a grandes raperos/cantantes haciendo apariciones como French Montana o Wiz Khalifa. Luego hablando sobre el humor que maneja toda la cinta de principio a fin no es tan excesivo y en los momentos donde trata de ser seria o emotiva, no es arruinada por un chiste para no "arruinar" la situación. Hay ciertas referencias a canciones populares del mundo del rap/hip hop y obviamente como mencioné antes, cameos divertidos de algunos de los famosos cantantes hoy en día. Lo que la película trata de implementar también es en ciertas escenas los "discursos alentadores" sobre ser uno mismo y no ser alguien que nunca podrás ser o siempre luchar por tus sueños por más que te caigas una y otra vez. En cierta forma están bien planteados en la trama ya que de eso estamos hablando y analizando pero aca en "The After Party" se lo toman de una manera un poco absurda. En resumen, "The After Party" no es ni una mala ni buena película de comedia, sirve para entretener, reírse un rato y disfrutar de la mejor manera posible como es la incursión al mundo del rap.

Ella

Ciencia ficción Drama Romance
7.9

En un futuro cercano, Theodore, un hombre solitario a punto de divorciarse que trabaja en una empresa como escritor de cartas para terceras personas, compra un día un nuevo sistema operativo basado en el modelo de Inteligencia Artificial, diseñado para satisfacer todas las necesidades del usuario. Para su sorpresa, se crea una relación romántica entre él y Samantha, la voz femenina de ese sistema operativo. Ella Critica: Se trata de ir un poco más allá – de extremar – el presente afán por las relaciones a distancia (ya sea por cam, por correo electrónico, por el finiquitado Messenger) hasta toparnos con esta aguda cinta que propone rizar el rizo y crear un sistema operativo, tan inteligente que sea capaz de aprender, desarrollarse y seducir por su propia genialidad y capacidad de superarse a sí mismo, desbordando por completo las líneas de código que lo configuraron. Es decir, de convertirse en aquello (en aquel o aquella) que deseamos que sea porque así se lo hemos ido diciendo desde el inicio del contacto… que se convierta en real lo que no es sino fantasía. Los diálogos son ingeniosos, inteligentes, llenos de ocurrencias y matices, repletos de un doloroso realismo que retrata con exactitud la fobia que el momento actual tiene por el contacto real – las relaciones – entre personas, optando por vínculos interpuestos, falaces, opacos, virtuales y remotos, en vez de afrontar el roce y el esfuerzo de la cotidianeidad y del desgaste. Cualquier cosa imaginada, fabulada, artificial, distante e incontrastable con la realidad parece preferible a vernos confrontados con los sinsabores de la materialidad cotidiana, donde existen las decepciones y el esfuerzo, donde hay que construir y armar día a día el presente con lo que hay, no con lo que deseamos que haya. Tras una fachada amable, casi de comedia, esta ocurrente película llena de clarividencia y sutileza nos propone una aguda reflexión sobre los límites en la relaciones humanas, la necesidad de compromiso, de tomar las riendas de nuestro destino, de afrontar la realidad tal cual es y de dejar de engañarnos con sueños y fabulaciones que nos impiden relacionarnos y crecer como individuos. Desde una urbanidad y encanto que parecen ocultar las dosis de vitriolo que destilan sus brillantes imágenes y que nos ponen un espejo distorsionante ante nuestros ojos, devolviéndonos – exagerados y aumentados – nuestros miedos y huidas más inconfesables. Para crecer hay que sufrir, por mucho que tratemos de evitarlo. Pocas películas tan inteligentes, intensas, originales, entretenidas, impactantes, ocurrentes y encomiables como ésta, que combina ingenio con sabiduría, agudeza con entretenimiento, clarividencia con amenidad, perspicacia con precisión. Parecía difícil de conseguir: es una de las grandes películas del año y merecedora de todos los galardonas y elogios que imaginarse puedan. Quizás sea demasiado profunda para gratificaciones tan banales: degustarla y paladearla ya es premio suficiente.